martes, 14 de julio de 2015

Cabárceno con niños

     En primer lugar decir que las vacaciones fueron algo mejor de lo esperado, el primer día me agobié un poco con el tema pie, porque en la arena andaba fatal, pero conseguí pensar que el niño se lo estaba pasando bomba y aunque no fuera bueno para el pie sería bueno para el alma. Luego la cosa mejoró un poco.
     Al viajar al norte de España, ya sabes que es posible que algún día o varios amanezcan nublados. Nosotros elegimos uno de esos días en el que además daban lluvia para hacer la visita a Cabárceno. Creo que es una buena idea, porque no me imagino hacer la visita a pleno sol y como luego me ha comentado más gente, si hace mucho calor los animales se esconden y es más difícil verlos.
     Cabárceno para quien nunca haya oído hablar de él, no es un zoológico convencional, los animales están en semilibertad y tiene muchas actividades educativas para realizar. Tiene 20 kilómetros de carretera, así que la visita es en coche, a través de un paisaje y un entorno que impresiona. 
     Lo bueno del coche es que te permite ir con niños pequeños o con gente mayor que se cansan al caminar largo rato o no pueden. Lo malo del coche es que tienes que aparcar, bajar, acercarte al mirador para ver al animal en cuestión y volver a subir, para reanudar la marcha. Y el animal en cuestión no tiene porque estar en ese punto, ya que al estar en semilibertad tienen espacios bastante grandes, lo que hace difícil localizar a algunos animales. Nenebatallas con tres años y medio aguantó bastante bien, quitando alguna desilusión, ya que fuimos incapaces de localizar hipopótamos y eso que paramos varias veces en sitios distintos. Es cierto que según avanzaba el día se cansaba de tanto subir al coche, atarle, bajar... Y empezó a decirnos a Papabatallas y a mi, que nos bajáramos nosotros a ver si había algo para bajarse él o no... (Ya apunta maneras de señorito mandón, :P). Pequebatallas llevó peor lo de subir y bajar tantas veces del coche, a mitad del día cuando le intentábamos subir al coche de nuevo para seguir con la visita, se agarraba una rabieta, así que durante las últimas paradas de la tarde lo dejamos en el coche.
     Lo que nos gustó mucho fue el espectáculo de aves rapaces, nada que ver con el de faunia o el zoo, el de los leones marinos también estuvo muy bien pero es más parecido a los dos anteriores.
     Cabárceno cuenta además con rutas de senderismo, lugares para descansar, merenderos (se puede llevar la comida), parque infantil, restaurantes...
     Si estáis alguna vez cerquita no dudéis en visitarlo, quizás con niños algo más mayores se disfrute más. Aunque a partir de seis años los niños ya pagan, lo que sube el precio de la visita, que a mi no me pareció barato.
     ¿Vosotros lo habéis visitado? ¿Me recomendáis otros parques?  

12 comentarios:

  1. A mi Cabarceno me chifla, lo visitaría si pudiese cada vez que fuera a Cántabros :-) Sí que es cierto que para los peques con las sillas puede ser más latoso, pero algo más mayores quizás lo disfruten a tope.
    Sí que es cierto que mejor no te toque un día de calor, pero tampoco de lluvia, que allí no llueve, ¡jarrea! La vez que me tocó lluvia estando allí no se veía un carajo, se embarró la carretera..vamos, que más parecía Jurassic Park :-P

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A nosotros nos llovio casi toda la tarde, pero calabobos, vamos que no te enterabas... Y si nosotros habíamos ido hace poco a ver jurasic world y no paraba de pensar que me iba a salir un dinosaurio, jaja. Un beso

      Eliminar
  2. Justo hace unos días le decía a Papimelli que ir a Cabárceno sería una buena alternativa durante dos o tres días en la playa con los niños... yo fui hace muchos años y me encantó.
    Lo que me echa para atrás es lo que comentas de subirlos y bajarlos del coche mil veces.... lo iré pensando... un besote

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Seguro que a Repollete y Princesita les encanta, animaros. Un beso

      Eliminar
  3. Con Miss C no he ido todavia pero hace años fuimos con mis sobrinas y nos gusto mucho.Realmente poder ver los animales en plena naturaleza es un gustazo y verles corretear a los peques buscandolos no tiene desperdicio. Tambien he oido hablar de Senda viva y tiene buena pinta. Lo conoceis?. besos y me alegro q disfrutaseis de las vacaciones

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No conozco Senda viva pero también lo estuve mirando, a ver si alguien te puede orientar. Un beso

      Eliminar
    2. Yo he estado en los dos. Sendaviva tiene menos animales y en plan zoo en sus jaulas pero muchas atracciones, un circo, tirolina, chorros de agua... Perfecto para un finde semana de calor!

      Eliminar
  4. Yo quiero ir allí!! Vamos una semana en agosto a la península, y no sé si conseguiré que nos escapemos a conocer el parque. Que no paro de oír maravillas!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Seguro que os gustaba. A ver si hay suerte. Un beso

      Eliminar
  5. Qué chulada, no lo conocía. Nosotros visitamos en la era pre-victor el oceanográfico de valencia y a mí me gustó mucho pero, claro, desde la perspectiva de un adulto, en aquel momento no pensaba yo mucho en niños.
    Me quedo preocupada con el tema pie ¿no ha habido avances? ¿qué dice pequebatallas?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Va mejor, a ver si hago una entrada con las perlitas del traumatólogo. Pero todavía queda. Yo todavía me asusto un poco. Pequebatallas muy bien, está muy gracioso pero un poco delincuente. Gracias por preguntar.

      Eliminar
  6. Que bonito! no sabía que existía ese lugar :)
    Ya lo busqué, me queda a cinco horas de casa jaja.
    Espero a ver qué nos cuentas del traumatólogo.
    Un abrazo

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

¡No te vayas sin opinar!

¡No te vayas sin opinar!