miércoles, 12 de octubre de 2016

Como realizar un disfraz de Cazafantasmas,DIY parte I

     El tema fantasmas en nuestra casa llego de la mano de Pequebatallas y algo parecido a fantasma fue una de sus primeras palabras, un día cenando mi sobrina, dijo la palabrita y Pequebatallas se paso como diez minutos repitiéndola en bucle, llego a preocuparnos, porque no respondía a nada más, ni conseguíamos que parara.
     Desde entonces ha sido un tema recurrente para hablar, disfrazarse y sorprendentemente sin darles miedo ninguno. Un día de verano para mitigar el aburrimiento Papabatallas decidió ponerles la primera película de los Cazafantasmas y señores desde entonces son unos groupies. Cuando les llevamos a ver la última peli al cine, no sólo se estuvieron quietos, si no que jalearon cada salida de moquete en pantalla, gritando su nombre y aplaudiendo. (Sí, mis hijos con cuatro y dos años y medio son frikis). Así que cuando les preguntamos como se iban a disfrazar en las fiestas lo tuvieron claro, de Cazafantasmas. Mirando por Internet encontré disfraces carísimos, de unos 50 euros, por algo muy simple.
     He de confesar que todo el mérito del disfraz fue de Papabatallas así que por primera vez en el blog, voy a darle voz, que no voto ;P, para que os explique todo lo necesario y como lo hizo. Vamos a tener que partirlo en dos, pero ya os pongo todos los materiales aqui: 

Materiales para la camiseta:
Camiseta blanca (100% algodón)
Rotuladores para ropa.

Materiales para la mochila:
Caja de cartón grande y pequeñas
Pegamento térmico o cola
Cables
Tapones de distintos tamaños
Base de helados tipo “Micolápiz”
Escurridor de plástico
Botellas pequeñas de plástico
Pajitas
Papel de aluminio o CDs.
Mochila, cuerdas o bandas
Cinta aislante negra y amarilla
Spray negro
Bombillas estrambóticas (led que cambien de color y pilas)

     Para empezar decir que como en todo, cada cual puede complicarse lo que quiera o simplificar la idea que tuvimos y más teniendo en cuenta que aquí Mayorbatallas cambiaba de opinión como de camiseta. También decir que al ir a comprar alguna cosa que faltaba modifique los materiales en función de lo que podía encontrar o no.
Empezamos por la base del disfraz la camiseta, la idea era encontrar una marrón claro, beige y de manga larga lisa. Esa era la idea, porque en principio pensamos en un mono de trabajo pero para niños pequeños era como buscar gamusinos. Lo de la camiseta beige parecía fácil, pero no fue nuestro caso al final uno llevaba una camiseta de manga larga blanca 100%  algodón del Decathlon y Mayorbatallas como no había de su talla, una blanca de Zara, que al no ser 100% algodón, el resultado de los rotuladores no fue tan bueno.
Los rotuladores fue más sencillo, usamos unos de la marca Giotto para tela.
     Después hay que buscar imágenes de “inspiración” para pintar las camisetas e intentar tener buen pulso para dibujar sobre ellas. En cuanto a colorear como Pequebatallas solo le tiene cogido el punto a los garabatos, se la coloreé yo y Mayorbatallas coloreó la suya a su antojo mientras yo sufría cada vez que cambiaba de color, ya que es muy dado a ser colorido, (que no es que este mal ni mucho menos) pero en el caso del disfraz intenté que por lo menos el logo de los Cazafantasmas fuera solo rojo para que se identificase de que era el disfraz. El punto álgido de las negociaciones artísticas llego con el último tramo de la cremallera que decidió pintarla cual bandera española para que "se supiera que estamos en España". A pesar de mis explicaciones sobre que los Cazafantasmas chicos ni las chicas (como los llama él)  llevan banderas y que no eran deportistas en las olimpiadas. Y viendo que ninguno de mis argumentos de peso fueron suficientes, decidí que es mejor guardar fuerzas para las batallas verdaderamente importantes y seguimos coloreando. Cuando Mamabatallas llego a casa se quedó patidifusa al ver la banderita distintiva de su camiseta y al preguntarle el porqué, ya terminó de rematarle y Mayorbatallas terminó pintando sobre ella para taparla, con lo que me hizo sentir culpable, porque uno acaba por no saber si has socavado su seguridad por un disfraz. Al final este fue el resultado

     Al realizar las mochilas también tuvimos nuestro más y nuestros menos, plasmar las ideas de un niño, no siempre es fácil, pero conseguimos que tuvieran luz y que fueran cambiando de color, requisitos indispensables, pero eso lo dejamos para el siguiente post. 
     ¡Pasarlo bien!



2 comentarios:

  1. Qué cosa más mona!! Ha quedado super chulo!!

    ResponderEliminar
  2. Estoy terminando la entrada de las mochilas, a ver si te gustan. Gracias .Un beso

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

¡No te vayas sin opinar!

¡No te vayas sin opinar!